Era un partido en el que buscábamos acercarnos a los líderes del torneo y que comenzamos ganando tempranamente con anotación de Nicolás Guerra (9’), pero que se puso cuesta arriba en la primera mitad.

Porque Palestino aprovechó las escasas ocasiones que tuvo en ofensiva para ponerse en ventaja por 2-1 en un resultado que, a la larga, sería definitivo.

A los 26 y a los 30 minutos Matías Campos venció la resistencia de De Paul y cambió el rumbo del partido. Porque pese a intentarlo durante todo el compemento, el “Romántico Viajero” no logró el gol de la igualdad.

Ahora, Esteban Valencia y sus dirigidos se enfocarán en lo que será el duelo del próximo martes con Vasco Da Gama, en el que el equipo buscará, a lo menos, acceder a la Copa Sudamericana.