Fue durante años un choque habitual y atractivo en el Torneo Nacional, pero desde el 2015, tras el descenso de Cobreloa, no ha vuelto a repetirse.

Curiosamente, el último enfrentamiento con los “loínos” por Copa Chile también se dio en cuartos de final. Fue el 2015, con Martín Lasarte en el banco, cuando nos impusimos en ambos duelos, en una llave que terminó 5-0 en el global.

De ese plantel aún permanece Leandro Benegas, quien, en la ida, anotó el 1-0 a los 86’. El 2-0 definitivo en Calama fue obra de Sebastián Ubilla, recientemente reincorporado al Club, pero que no puede jugar Copa Chile.

De los últimos enfrentamientos directos, sin duda el más recordado es el de 2011, en esa temporada donde terminamos ganándolo todo. En una final a estadio lleno, y con goles de Eduardo Vargas (2) y Matías Rodríguez, obtuvimos el bicampeonato y coronamos un año perfecto tras haber sumado también la Copa Sudamericana.

Este sábado comenzará a escribirse otra historia ante Cobreloa, una que recién terminará el próximo fin de semana en la Segunda Región y que, esperamos, signifique la clasificación a las semifinales del torneo.