Durante el partido de este domingo frente a Curicó Unido, Pablo Aránguiz debió ser sustituido a los 21 minutos tras sufrir una lesión en su pie derecho.

Tras realizarse los exámenes médicos durante esta jornada, se confirmó que el jugador presenta un esguince de tobillo grado II, lo que implicará un tiempo aproximado de recuperación de dos semanas.

De esta forma, Aránguiz queda descartado para los desafíos más próximos de nuestro Primer Equipo, los que implican el partido ante Ñublense (jueves) y el clásico universitario (domingo). Su evolución marcará una posible presencia en los siguientes compromisos. ¡A recuperarse, Pablito!