El Torneo de Transición ya se encuentra en su recta final y, por lo mismo, sumar victorias, surge como obligación para mantenerse en la ajustada lucha por el título. Es por eso que tras el partido con Santiago Wanderers, donde nos impusimos por la mínima, el técnico Guillermo Hoyos valoró la actitud de sus dirigidos y resaltó la forma en que lograron adaptarse a las diferentes estrategias en Playa Ancha.

“Lo mejor de todo es el equipo, no hay elogios suficientes para estos jugadores. Juegan con gusto en diferentes posiciones y eso es de un valor impresionante, me siento muy honrado porque fue un partido muy difícil”, comenzó analizando ante los medios en conferencia de prensa.

En esa misma línea agregó que como plantel estaban conscientes de que la visita a Valparaíso no sería para nada fácil, por lo que rescató que “hay mucho mérito de todos en conseguir los tres puntos. Confirmamos que los chicos siguen creciendo y le agradezco a todos los que conformamos la Universidad de Chile”.

Pero los elogios al equipo azul no se limitaron solo a quienes estuvieron presentes en la V Región, puesto que Hoyos también dedicó el triunfo a los integrantes que, por lesión, no han podido estar presentes en estos últimos compromisos del “Romántico Viajero”.

Recuperar gente hace que en el término de la liga estemos más conformes. Cuando hay un lesionado siempre pensamos en Benegas, Lorenzetti, Beausejour. Esto es una familia y cuando falta alguien no estamos contentos”, manifestó.

Para el final, haciendo un resumen de lo vivido ante Wanderers, el técnico comentó que “siempre se compite y nunca es igual. Hay que ser híper-competitivos y jugar siempre a ganar. Hoy resalto dónde estamos y esto es por coraje, juego y goles. El corazón y el hambre nos han llevado acá”.